Trabajadores mineros tendrán un aumento del 40% y un bono de 12 mil pesos

El acuerdo regirá entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2021. El bono será remunerativo y no se acumulará con otros y será absorbido por otro pago extraordinario.

La Asociación Obrera Minera Argentina (AOMA) y la cámara empresaria de la Rama Abrasivos de la actividad acordaron hoy un aumento salarial del 40% y el pago de un bono extraordinario de fin de año para los trabajadores del convenio colectivo 37/89 de 12 mil pesos.

El acuerdo paritario regirá entre el 1 de enero y el 31 de marzo de 2021, e incluyó un bono extraordinario por la pandemia de coronavirus de 12 mil pesos remunerativos, que “no se acumulará con otros y será compensado y/o absorbido por las sumas que las empresas abonen o hayan pagado de forma voluntaria o por cualquier otro pago extraordinario”.

Un documento del sindicato firmado por el secretario general, Héctor Laplace, indicó que ese bono se abonará hacia fines de diciembre y que “será compensado y/o absorbido por las sumas pagadas de forma voluntaria o por cualquier otro pago extraordinario, remunerativo o no, que las compañías pudiesen disponer en el futuro”, puntualizó.

A partir del 1 de enero se incrementarán en un 40% los jornales básicos vigentes al 1 de julio último, y se absorberán los aumentos previstos en el acuerdo complementario firmado entre las partes el 26 de agosto y en el decreto presidencial 14/20, afirmó Laplace.

El dirigente reseñó que el Gobierno declaró a la minería como “actividad esencial” y la incluyó en las excepciones al régimen de aislamiento mediante la decisión administrativa 450/20, reglamentaria del decreto oficial 297/20, como consecuencia de la emergencia.

Los mineros cumplieron sus tareas desde marzo último de forma presencial, a excepción de los casos “excepcionales”, para los que se prorrogaron los términos y vigencia del acuerdo de suspensión preventiva del 29 de abril último sobre la base de las disposiciones estipuladas por el artículo 223 bis de la Ley de Contrato de Trabajo (LCT), en vigencia.

“Mientras se extiendan las suspensiones y se presten tareas, los trabajadores afectados percibirán de forma no remunerativa el 75 por ciento del salario bruto del período respectivo, que solo tributará las contribuciones de ley y la cuota sindical”, aseguró.