La minería es uno de los sectores generadores de saldos positivos de divisas

Hensel destacó el impacto que tendrá la posibilidad de que las empresas mineras puedan suscribir una Letra Interna del Banco Central en pesos atada al tipo de cambio oficial.

El secretario de Minería, Alberto Hensel, afirmó que el sector se inscribe dentro de las actividades generadoras de divisas, al destacar el impacto que tendrá la posibilidad de que las empresas mineras puedan suscribir una Letra Interna del Banco Central (Lemin) en pesos atada al tipo de cambio oficial.

“Tradicionalmente en Argentina, la cadena agroindustrial fue el único sector ampliado generador de divisas y el resto de la economía (industria, comercio, servicios) conformó los sectores consumidores, pero hoy la minería se inscribe dentro de los sectores generadores de divisas”, dijo Hensel a Télam.

Para el funcionario de la cartera de Desarrollo Productivo, “más allá del enorme potencial que caracteriza a Argentina en el sector de la minería y que podría captar importantes inversiones, existen 16 establecimientos mineros en plena operación, produciendo, exportando y generando divisas”.

Estas empresas se enfrentaban a restricciones temporales al mercado de cambios por lo que debían retraer o demorar la liquidación de las divisas de exportación “por considerar que no existía una referencia de reserva de valor de su producción”, agregó el secretario al explicar la reciente normativa del BCRA.

La nueva normativa prevé que las empresas mineras que liquiden las divisas producto de sus exportaciones podrán suscribir, por el monto equivalente a esa liquidación, un Letra Interna del Banco Central (Lemin) en pesos atada al tipo de cambio oficial (dólar linked) y a tasa cero, como una forma de preservar el valor en pesos de la exportación de estos bienes.

La decisión del Central autoriza la emisión y colocación de Letras Internas orientadas al sector minero (Lemin) denominadas en pesos y a un plazo de 180 días a tasa cero.

Argentina, que en la actualidad exporta por 3.200 millones de dólares en este sector, “tiene potencial para hacer crecer su capacidad productiva minera, ya que cuenta con un total de treinta y cuatro proyectos con recursos identificados y más de doscientos cincuenta prospectos en zonas con alto potencial geológico”, dijo Hensel.

“La restricción externa, definida como faltante recurrente de dólares, es el límite al desarrollo económico dado por la no disponibilidad de dólares necesarios para la actividad económica de grandes sectores productivos”, amplió el funcionario al destacar que “cuando se produce el faltante de dólares la actividad económica tiende a contraerse y el tipo de cambio a devaluarse para reequilibrar el balance de divisas»”.

Dentro de este contexto, resultaba «importante diferenciar sectores “generadores” de divisas de sectores “consumidores” de divisas y justamente la minería es de los sectores que pueden presentar un balance sectorial neto de divisas».

La actualidad de la minería metalífera en Argentina está caracterizada por ocho proyectos donde el metal principal es oro, acompañado de plata; cuatro en donde el producto mayoritario es plata y donde el oro es un coproducto; y un depósito con producción combinada de plomo, plata y zinc.

Además, se están construyendo tres minas de oro, de distinta escala que se sumarían a la producción en corto plazo, y si bien no hay operaciones de cobre existen siete proyectos en etapa avanzada, varios de ellos de clase mundial.