ENARGAS advirtió que entre 2017 y 2019 no aumentó la potencia instalada del sistema de transporte de gas

Según el ente, el incremento en la potencia instalada fue de tan sólo 0,1% convirtiéndose en el periodo más prolongado desde la privatización concretada en los 90.

El Ente Nacional Regulador del Gas (ENARGAS) publicó un informe en el que destacó que entre 2017 y 2019 no hubo incrementos de la potencia instalada del sistema de transporte de gas, siendo esos tres años consecutivos el período más prolongado desde la privatización concretada en los 90.

El informe titulado “Expansión del Sistema de Transporte de Gas. Potencia Instalada 1993-2019” se publicó en el marco del Programa de Análisis y Visualización de Datos del Servicio Público de Gas por Redes denominado Estado del Gas.

En el trabajo se puede observar que, luego de una permanente expansión en potencia del Sistema Licenciado de Transporte de gas desde 1993, cuando comenzaron las estadísticas oficiales del ENARGAS, entre 2017 y 2019 no hubo incrementos de la potencia instalada del sistema.

En cada gasoducto del país, y aproximadamente a una distancia de 120 km, se ubica una Planta Compresora que le brindan al gas la fuerza de empuje necesaria para recorrer el gasoducto hasta la siguiente Planta, y así sucesivamente hasta los centros de consumo.

La suma de potencia -medida en caballos de fuerza o Horse Power (HP)- de los compresores de todas las Plantas Compresoras del Sistema Licenciado de Transporte conforma la potencia instalada total país.

En 1993, el Sistema Licenciado de Transporte a nivel nacional contaba con una potencia instalada en sus plantas compresoras de 491.700 HP y al concluir 2019, se habían habilitado unos 664.000 nuevos HP, representando un crecimiento del 135% entre 1993 y 2019.

En cambio, durante el período 2016-2019, el incremento en la potencia instalada fue de tan sólo 0,1%, con lo cual entre 2003 y 2015, se pasó de 821.900 HP a 1.154.200 HP, lo que representa un crecimiento de más del 40%.