En Vaca Muerta advierten que no se dejará tocar ni un solo puesto de trabajo

El Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa advirtió hoy en un comunicado que no permitirá que “se toque un solo puesto de trabajo”, en el marco de una asamblea que realizó para analizar el congelamiento de las tarifas de combustible.

En la asamblea, que se realizó en la ciudad de Neuquén, los delegados petroleros trataron la aplicación del decreto 566/2019 del Poder Ejecutivo Nacional que impone el congelamiento de las tarifas de combustible, la intervención del mercado del petróleo con un tipo de cambio fijo, y el barril Brent por debajo de su cotización actual.

Asimismo, detalló que el sindicato comparte “la preocupación de los gobiernos de Río Negro y de Neuquén, porque la medida afecta seriamente a la actividad hidrocarburífera, principalmente la de no convencionales, porque desalienta y desacelera las inversiones, y genera pérdida de confianza por el cambio de reglas”.

“Compartimos la medida de congelamiento del precio de los combustibles, aunque creemos que debería extenderse al cuadro tarifario del gas y energía eléctrica domiciliaria, como así también al GNL destinado a los taxis y autos de alquiler”, manifestaron los delegados en el comunicado.

Por otra parte, el gremio ratificó su compromiso de mantener la paz social y agregó que ha dado “sobradas muestras en este sentido al firmar una adenda laboral y un blindaje a los conflictos en la actividad”.

El sindicato sostuvo su “absoluto rechazo a cualquier maniobra que pretenda profundizar la crisis del sector, advirtiendo que esta organización gremial responderá enérgicamente a las empresas que despidan compañeros trabajadores con argumentos sin sustento”.

La asamblea de delegados se declaró en estado de alerta y facultó a la Comisión Directiva del gremio para que tome las medidas necesarias a din de colaborar en la resolución de la situación.