CEOPE pide reformular acuerdos del sector petrolero aduciendo “agobio económico”

Advierten que se encuentran económicamente impedidas de mantener las condiciones firmadas.

En una carta dirigida a la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH), la Cámara de Empresas de Operaciones Petroleras Especiales (CEOPE) consideró necesario un nuevo consenso que “permita, en forma efectiva, sobrellevar el agobio económico” y “evitar la inviabilidad de las operaciones de las empresas de servicios petroleros”.

Además, Ceope advirtió que, de no modificarse la situación, “mantener la equidad y preservar los puestos de trabajo se tornan inviables en la estructura laboral del personal de los asociados”.

En otro tramo de la misiva profundizan las críticas al sostener que “no se advierte que los Acuerdos representen un alivio económico proporcional para las empresas, que han visto su facturación reducida a niveles mínimos o nulos a partir del 20 de marzo pasado”.

Tras las primeras semanas de aislamiento y la caída de la actividad por la fuerte retracción de demanda local y global, las empresas de servicios especiales de la industria petrolera anunciaron a sus trabajadores la apertura de retiros voluntarios, el pago de salarios en cuotas o suspensiones de personal para afrontar la situación que atraviesa el sector.

Entre las empresas que iniciaron estas medidas se destacaban firmas multinacionales como Schlumberger -y sus compañías asociadas Cameron y Geoservice-; Halliburton, Weatherford y las nacionales Pecom y San Antonio, entre otras.

En todos los casos, las compañías argumentaron la “excepcional” situación que atraviesa la industria petrolera en el marco de la pandemia de coronavirus, la consecuente reducción de la actividad y la pronunciada caída de la facturación por los servicios prestados a las principales operadoras.

Las pymes de servicios petroleros ya anticiparon que no podrán cubrir la totalidad de los salarios de mayo debido al “ahogo y colapso financiero” provocado por la falta de pago de las empresas productoras de hidrocarburos y las compañías de servicios especiales.

Desde la Federación de Cámaras del Sector Energético de Neuquén (FECENE) denunciaron que esas compañías “han trasladado a la trama empresaria regional el peso de su presunta crisis financiera, incluyendo mora en Obligaciones que llegan hasta el mes de diciembre de 2019 o enero de 2020, antes de cualquier pandemia o caída de los precios”.

“Hasta el momento hemos conservado el empleo y afrontado retribuciones salariales en cuya determinación no hemos intervenido, al contrario de las empresas citadas”, destacaron las entidades que nuclea la FECENE al anticipar las dificultades con los salarios de mayo.

Los mencionados acuerdos del sector petrolero establecieron condiciones laborales y salariales por 60 días y fueron suscriptos conjuntamente por cámaras empresarias (entre ellas CEOPE) y algunas entidades gremiales.