Nueva suba del petróleo por huelgas en Noruega y más recortes en la producción

El precio del Brent subió un 3,4% y el barril cerró en 43,40 dólares.

El precio del barril de petróleo subió ayer alrededor de 3,5% debido al cierre de la producción por un huracán en el Golfo de México y la posibilidad de cortes de suministro de Arabia Saudita y Noruega, en este último caso a raíz de una importante huelga de trabajadores del sector.

El barril de la variedad WTI ganó 3,3% para cerrar en 41,30 dólares mientras que el tipo Brent subió 3,4% para concluir en 43,40 dólares.

El petróleo también obtuvo apoyo ante la perspectiva de más cortes de producción en el Mar del Norte debido a una huelga de trabajadores. Las empresas petroleras y los funcionarios laborales dijeron que se reunirán con un mediador designado por el estado el viernes en un intento que ambas partes esperan que ponga fin a una huelga que amenaza con recortar la producción de petróleo y gas de Noruega en un 25%.

El mercado sube debido al paso del huracán Delta, que se prevé que se intensifique y se convierta en una poderosa tormenta de categoría 3 en la costa del Golfo.

El Gobierno de EE.UU. estimó esta tarde en un comunicado que más del 91% de la producción de petróleo en el Golfo de México ha quedado interrumpida, y casi el 62% de la de gas natural.

Se calcula que las instalaciones del golfo dejarán de producir unos 5 millones de barriles durante el paso de Delta.

La COVID-19 y su probable efecto acelerador en la transición hacia energías renovables ha llevado a la OPEP a rebajar sus previsiones a largo plazo sobre el consumo mundial de petróleo y vaticina que la demanda global, tras recuperarse del colapso de 2020, llegará a los 109,3 millones de barriles diarios (mbd) en 2040, 1 mbd menos que lo estimado hace un año.

De acuerdo con una publicación de The Wall Street Journal, Arabia Saudí está evaluando cancelar los planes de la OPEP de elevar la producción del cártel a principios del año que viene debido al aumento de casos de coronavirus en todo el mundo y a la expectativa de que siga aumentando la producción libia, lo que podría generar una sobreoferta.

La Organización de Países Exportadores de Petróleo se ha visto desafiada por el aumento de la producción en Libia, un miembro de la OPEP exento de recortar la producción, así como por un aumento en los casos de coronavirus en muchas áreas del mundo.