El Brent cortó una suba de cuatro días por aumento de casos de coronavirus

El barril de petróleo cerró con una baja de 1,3% debido a casos positivos de COVID-19 en el hemisferio norte e incertidumbre por el resultado final de las elecciones en los Estados Unidos.

Los precios internacionales del petróleo bajaron ayer 1,5% como consecuencia de un aumento de casos de coronavirus en el hemisferio norte, mayores medidas de confinamiento y la incertidumbre por el resultado final de las elecciones en los Estados Unidos.

El barril de la variedad WTI cayó 1,6% para cerrar en 38,50 dólares mientras que el tipo Brent bajó 1,3% para concluir en 40,70 dólares.

Los precios habían crecido en los días previos por la presión de contratos de cobertura ante un escenario que se pronostica de sobreoferta de crudo y una débil demanda mundial.

Los operadores y los inversores están pendientes de los resultados de la próxima reunión del Comité Conjunto de Supervisión Ministerial del nucleamiento OPEP+, dentro de un par de semanas, donde los productores deberán definir si disminuyen los recortes al bombeo de crudo o bien lo prorrogan hasta el primer trimestre de 2021.

El descenso de precios también estuvo alimentado por la incertidumbre sobre quién será el próximo presidente de EE.UU. y la potencial división del Congreso también genera preocupación respecto al acuerdo de estímulo que lleva encallado meses y que el mercado espera que beneficie a la demanda de crudo.