YPF, Shell y Equinor se asocian para explotar el bloque Bandurria Sur

Las petroleras Shell y Equinor en sociedad adquirieron por 355 millones de dólares la participación de Schlumberger y compartirán la explotación del yacimiento de Vaca Muerta con YPF.

Los presidentes de YPF, Guillermo Nielsen, de la noruega Equinor, Nidia Álvarez Crogh, y de Shell Argentina, Sean Rooney, se reunieron en la torre de la petrolera nacional para analizar los alcances de los acuerdos firmados y los planes a futuro para el desarrollo de Bandurria Sur.

La operación reafirma la oportunidad que presenta para las operadoras en general el desarrollo del shale oil, o petróleo no convencional, por las posibilidades de infraestructura disponibles y la facilidad en la operatoria de exportación, por lo cual las compañías desde hace más de un año orientan sus inversiones por sobre el gas natural.

Schlumberger, una empresa global de servicios petroleros que está reestructurando sus operaciones en la región, tenía una participación del 49% en la explotación en Bandurria Sur, un desarrollo no convencional donde YPF es la operadora del bloque y mantiene la participación restante del 51% en la explotación.

Además, tanto las empresas Shell como Equinor adelantaron que llegaron a “un acuerdo preliminar con YPF para adquirir juntos un 11% adicional”, de la participación de la petrolera argentina en el área.

Equinor y Shell, con este acuerdo adicional pendiente, poseerán cada una un 30 % de participación no ejecutiva, e YPF tendría un 40 % de participación y la continuidad como operador.

El estudio Martínez de Hoz y Rueda (MHR) informó que tras la colaboración legal con las empresas “la transacción ahora tiene que ser aprobada por la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia”, mientras que la fecha efectiva de esta transacción es 1 de enero de 2020.

Este bloque abarca alrededor de 56.000 acres brutos en el área central de la prolífica formación de Vaca Muerta y está en la última fase piloto con una producción actual equivalente a alrededor de 10.000 barriles de petróleo al día, y es adyacente al bloque Bajada de Añelo operado por Shell.

Equinor participa en ocho bloques mar adentro en Argentina licitados en 2018, en seis de ellos como operador, y también es socio al 50 % con YPF como operadora en el bloque Bajo del Toro y una participación del 90 % en el bloque vecino, Bajo del Toro Este, con Gas y Petróleo de Neuquén (GyP).

Además, Equinor tiene participaciones en el parque eólico terrestre Cañadón León, en Santa Cruz, y el activo solar de Guañizuil 2A (G2A).

Shell, por su parte, opera los bloques de Sierras Blancas, Cruz de Lorena, Coiron Amargo Sur Oeste, para las cuales anunció su pase a desarrollo masivo en abril de 2019, mientras que avanza en la etapa de pre desarrollo el área de Bajada de Añelo.

La petrolera anglo-holandesa, también posee de abril de 2014 un porcentaje de dos bloques operados por Total Austral La Escalonada y Rincón La Ceniza.

Esta semana, la casa central de la compañía confirmó que la presidenta de Shell Oil Company, Gretchen Watkins, visitará la formación neuquina el 5 de febrero para recorrer las áreas que tiene concesionada la empresa

En tanto, para YPF el área Bandurria Sur en la que contará con los dos nuevos socios es junto a Loma Campana y La Amarga Chica parte del núcleo del desarrollo de los recursos de crudo en el no convencional.

La petrolera nacional es líder en la producción no convencional en el país y sus desarrollos son los más importantes en el mundo fuera de los Estados Unidos, ya que en el tercer trimestre del 2019, alcanzó una producción que supera los 100 mil barriles de petróleo equivalentes diario.

Con todos sus socios en las distintas áreas de Vaca Muerta, YPF lleva invertidos 9 mil millones de dólares aproximadamente.